Las letras y las cosas

Categorías:

  • De cine
  • De esta bitacora
  • Del Caboclo
  • De literatura
  • Educacion
  • Fotos
  • Otras historias
  • Poemas
  • Relatos
  • Video
  • Archivos:

    <Febrero 2018
    Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2 3 4
    5 6 7 8 9 10 11
    12 13 14 15 16 17 18
    19 20 21 22 23 24 25
    26 27 28        

    Documentos:

  • Yo fui un Blogger bloggie
  • Educación y TIC
  • Otros

  • Blogalia

    Los blogs son cosa de viejos (y de hombres)


    Años creyendo que esto de las tecnologías de la información etcétera eran cosa de jóvenes y me encuentro con que resulta que no, que alrededor del 75 % de la gente de la blogocosa es mayor de 30 años y, encima, hombre. Y eso que siempre he creído que el formato weblog se adapta perfectamente a los gustos de los más jóvenes al permitir la creación de comunidades, ser esencialmente interactivo, ser inmediato, no exigir un alojamiento propio y demás zarandajas. Pero a poco que pensemos nos daremos cuenta de que es lógico que los menores de 30 no se decanten por este medio de comunicación, ya que el mundillo "messenger" y sms cubre a la perfección las necesidades urgentes de sentirse amparado por "otro" y, encima, require muchos menos esfuerzos: no hay que idear ni desarrollar un tema o comentario, sino, simplemente, dejarse llevar por la inercia comunicativa. Ni siquiera se tienen en cuenta los horrores lingüísticos del nuevo argot: casi todo está  permitido, hasta el punto de resultar despreciativo para los receptores, o al menos extraño, el uso de un lenguaje relativamente correcto. En cambio, cuando uno crece parece necesitar algo más de espacio, un lugar propio en el que explayarse y un punto de tranquilidad a la hora de establecer cauces de comunicación. Ahí es donde entra en juego el weblog y donde, probablemente, acabará barriendo la web estática tradicional de temática personal.


    Y después está el tema de las mujeres que, pese a ciertas movidas ciberfeministas, siguen siendo usuarias minoritarias de la Red porque la Red es "cosa de hombres", como reflejo que es de un modelo social -el nuestro- que a estas alturas sigue oliendo a macho -en cualquiera de sus variedades- que tira de espaldas.


    © 2002 - 2003 caboclo
    Powered by Blogalia