Las letras y las cosas

Categorías:

  • De cine
  • De esta bitacora
  • Del Caboclo
  • De literatura
  • Educacion
  • Fotos
  • Otras historias
  • Poemas
  • Relatos
  • Video
  • Archivos:

    <Septiembre 2018
    Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
              1 2
    3 4 5 6 7 8 9
    10 11 12 13 14 15 16
    17 18 19 20 21 22 23
    24 25 26 27 28 29 30
                 

    Documentos:

  • Yo fui un Blogger bloggie
  • Educación y TIC
  • Otros

  • Blogalia

    No ha funcionado

    El sistema no funcionó.

    Se le ocurrió a la Cabocla, para que no desapareciera nuestra pequeña selva doméstica (entiéndase por selva unas seis macetas) con los rigores agosteños y la desatención de su dueña, dejar unas botellas de agua con una cordón de tela que las uniese a cada una de las plantas. Decía ella que, de esa manera, el agua pasaría poco a poco a la tierra y las plantas sobrevivirían. Es más, para perfeccionar el invento, recubrió el cordón con plástico adhesivo para evitar la evaporación. La cosa le llevó unos días de preparación, pero quedó lucido, aunque un poco sospechoso. A mi me recordaba, no sé por qué, a una de esas películas de ciencia ficción de serie B: nuestra cocina parecía una plantación de seres en crecimiento, una especie de hospital de plantas, cada una con su suero de la vida, dispuestas a soportar una larga hibernación o un vuelo hieperespacial o algo así.

    Ayer volvimos a casa. Fue un espectáculo dantesco comprobar el final de la vida en directo. Lo que había sido el verdor convertido en materia amarillenta. No, el sistema no ha funcionado. Las botellas siguen llenas de agua, pero las plantas, al parecer, no quisieron beber o no les habían explicado eso de la capilaridad. Probablemente se haya debido a un problema educacional de falta de disciplina, digo yo, porque si no es así no me lo explico.

    2003-08-28 20:15 | Categoría: Del Caboclo | 3 Comentarios | Enlace

    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://caboclo.blogalia.com//trackbacks/10848

    Comentarios

    1
    De: fernand0 Fecha: 2003-08-28 23:48

    Vaya. Yo dejé algunas con una botella boca-abajo clavada en la tierra y han resisitido. Como no tenía botellas para todas, otras fallecieron :/



    2
    De: Juvenal Fecha: 2003-08-28 23:56

    Tengo tanta experiencia matando plantas, ya sea con ideas propias o de expertos, que la asociación de viveros me paga un impuesto para que NO pase por ninguno de visita. Varias empresas químicas me han ofrecido una pasta para que, cuando muera, les done mi cuerpo en busca del herbicida definitivo. De hecho, la CIA me persigue para cuando Bush deje de atatcar países desérticos y empiece con los tropicales.



    3
    De: Tubbo Fecha: 2003-08-29 09:12

    Para la próxima, llena la bañera con unos tres o cuatro dedos de agua (que el tapón sea hermético) y coloca sobre ellos los tiestos sin plato debajo. Las plantas irán chupando el agua que necesiten y a tu regreso (siempre que no sea muy prolongado) estarán verdes (que es el color de la esperanza).
    Otra opción es que te dejes caer por uno de esos comercios de semillas de cannabis y que te compres los utensilios tiestos, abonos, luces, sistema regulado de riego, etc... que pueden poner a tu disposición. El único problema es que a tu regreso te encuentres lapuerta echada abajo y una orden judicial en la medita de noche. ;)



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.198.23.251 (c481e1c18a)
    Comentario
    ¿Cuánto es: diez mil + uno?

    © 2002 - 2003 caboclo
    Powered by Blogalia